Estafa: más de 20 comerciantes de Santiago fueron víctimas de la “tarjeta que no funciona”

Estafa: más de 20 comerciantes de Santiago fueron víctimas de la “tarjeta que no funciona”

Tres cordobeses cayeron detenidos ayer en Santigo Del Estero, sospechados de conformar una banda que habría estafado a numerosos comerciantes ‘truchando’ pagos con tarjetas de crédito, en vinotecas, perfumerías, tiendas de ropa, calzados deportivos, etc.

Las redadas fueron ejecutadas por personal de la División Delitos Económicos, a solicitud de los fiscales, Lorena Nieva y Mariano Gómez, merced a allanamientos refrendados por la jueza de Control y Garantías Cecilia Vittar.

Según el incipiente proceso, las denuncias han sido elevadas el mes pasado por los propietarios de los locales damnificados.

Los sospechosos

En tal sentido, entre los detenidos se encontrarían una mujer, de 29 años, identificada como Andrea Gaitán y dos hombres; uno de nombre José Luis Patiño, de 62, y el restante, de 38, Marcelo Consalvo, todos con residencia en la provincia mediterránea.

Según el informe policial, la detención de estas personas se llevó a cabo en la jornada de ayer y los individuos habrían concertado operaciones fraudulentas, estafando a comerciantes locales y huyendo a su provincia de origen sin que las autoridades pudieran ‘echarles mano’.

La espera rindió sus frutos ayer, al ser informada la Fiscalía sobre el regreso de los tres cordobeses.

Bajo un hermetismo absoluto, los policías salieron a la madrugada con allanamientos y objetivos.

Un golpe se materializó en la habitación de un hotel de zona oeste, donde pernoctaban los sospechosos y donde se encontraron cuantiosas prendas de vestir, elementos de valor y dinero en efectivo.

Supuestamente, el modus operandi de los detenidos era simple, ya que se presentaban en los comercios céntricos de esta Capital, y posiblemente del interior provincial, como cualquier cliente y adquirían prendas costosas y calzados de marcas reconocidas.

Su tarjeta no funcionaba y entonces les solicitaban al vendedor que los dejara a ellos manipular el posnet y allí operaban fuera de línea (Ver aparte) por lo que el pago no se realizaba.

Podrían ser más los negocios afectados por un monto millonario

Al menos unos veinte comercios locales habrían sido estafados por las personas que fueron detenidas por la División de Delitos Económicos, luego de una denuncia presentada por la Cámara de Comercio e Industria local hace algunas semanas, cuando se inició la investigación.

De acuerdo con lo señalado por fuentes del sector comercial, la estafa consistía en simular la compra con una tarjeta de crédito, dándosela a la cajera. Como en primera instancia, la tarjeta era rechazada, entonces el presunto comprador, le solicitaba si él mismo podía pasar la tarjeta por la terminal electrónica. Al tener en sus manos el aparato, lo que hacía el estafador era hábilmente, apretar los botones que tienen para operar en modo ‘off line’ o ‘fuera de línea’. En ese punto, la máquina emitía un ticket con la operación, pero, sin enviar la señal correspondiente al banco emisor de la tarjeta sobre esa compra. Así, la compra no era registrada. Pero, el negocio estafado recién se daba cuenta del engaño cuando remitía los tickets a la emisora de la tarjeta para el cobro. Allí, les respondían que esas compras no existían.

Mediante este ardid, habrían realizado compras en tiendas de primeras marcas. Si bien no trascendió el monto global de la estafa, la misma sería superior al millón de pesos

El ardid “saltaba” al rechazarse los pagos

Al momento de pagar las operaciones, los cordobeses efectivizaban los pagos con tarjetas inhabilitadas o bloqueadas operando fuera de línea en el posnet. El ardid no podía ser detectado en el momento de la compra, sino cuando era girado a la cuenta bancaria de los titulares de los negocios.

Es allí cuando los comerciantes advertían que habían sido estafados porque la operación nunca se realizaba aunque el aparato (manipulado por los estafadores) sí les daba un ticket.

Durante el procedimiento de la víspera, el personal policial detuvo a los sospechosos cuando salían de un hotel ubicado en avenida Moreno y San Martín, donde se hallaban hospedados.

Secuestros

En el lugar se incautaron una importante cantidad de prendas de vestir aún en sus respectivas bolsas, calzados deportivos, electrodomésticos, una suma cercana a los $ 11.000 en efectivo y 800 dólares.

Además, en el automóvil en el que los presuntos estafadores se movilizaban, un Volkswagen Voyage gris, se secuestraron alrededor de una docena de bebidas alcohólicas de gran valor económico, entre otros enseres.

Clausuran en forma preventiva el hotel

En otro orden, en el hotel donde los cordobeses se habían alojado, efectivos de la División Prevención y Protección contra el Alcoholismo efectuaron la clausura preventiva mientras sus pares realizaban el operativo central por la causa investigada.

Al parecer, carecían de las habilitaciones de ley para la explotación del rubro, labrándose las actas de infracción pertinentes.

Científica

Por último, se supo que en el lugar se realizaron trabajos de Policía Científica para la recolección de indicios y fotografía, y la verificación del rodado estuvo a cargo de la División Sustracción de Automotores.