Un policía le hizo RCP a un bebé en medio de la calle y le salvó la vida

Un policía le hizo RCP a un bebé en medio de la calle y le salvó la vida

“Fue todo gracias al policía. Él le salvó la vida”. Esas fueron las palabras de Damián Moran luego de que su hijo de apenas 2 años esté al borde de la muerte.

Ocurrió el sábado a la tarde en barrio Parque República. El cabo Matías Garlatti (38) estaba en su día de descanso y aprovechó para salir caminando de su casa para hacer unas compras. A las pocas cuadras, en la esquina de Cnel. Manuel Namuncurá y Alto Alegre, escuchó los gritos desesperados de una pareja que pedía auxilio en la parada del colectivo.

Su bebé Yago Ismael estaba inconsciente, no respiraba, casi sin pulso y ellos no sabían qué hacer. Garlatti se identificó como Policía y comenzó a hacerle maniobras de reanimación cardiopulmonar.

Yago no respondía pese al inmediato accionar del oficial, por lo que decidieron cargarlo y correr hacia la Comisaría nº29. Allí estaba de guardia el cabo Nardon, que de inmediato les facilitó un móvil para que se dirijan hacia el Policlínico Policíal, el hospital más cercano.

En ese trayecto, de unos 5 kilómetros, Garlatti siguió practicándole RCP al bebé, que seguía sin respirar. Hasta que de repente ocurrió el momento más esperado: Yago empezó a toser, vomitó y recuperó el aliento, poniéndose a llorar de manera inmediata.

Segundos después la pareja y el policía arribaron al centro de salud, donde lo estabilizaron. El bebé fue luego trasladado hacia el Hospital de Niños. A sus padres les indicaron que tenía mucha fiebre (casi 40) y sufrió convulsiones y broncoaspiración.

Yago recibió la atención médica correspondiente y fue dado de alta algunas horas después, ya en la noche del sábado. “Es la primera vez que le pasa algo así”, reconoció su papá, aún asustado por lo sucedido y agradecido por el agente que salvó la vida de su hijo.

 

Fuente: El Doce